Mildiú del (ji)tomate

  • Síntomas

  • Detonante

  • Tratamiento biológico

  • Tratamiento químico

  • Medidas preventivas

Mildiú del (ji)tomate

Phytophthora infestans

Hongo


Resumen

  • Manchas color café crecen desde los márgenes de las hojas hacia la vena media.
  • Aparece una cubierta blanca en el envés de las hojas.
  • Manchas arrugadas de color grisáceo o café y que pueden alcanzar un tamaño de consideración en los frutos.
  • La carne de los frutos se endurece y decae poco a poco.

Huéspedes:

Tomate

Síntomas

Manchas de color verde pardo en los márgenes y las puntas de las hojas. Más tarde, un buena parte de las hojas se vuelve completamente color café. Durante períodos de humedad importante y continua, las lesiones en el envés de las hojas pueden estar cubiertas por un moho gris a blanco, que distingue bien el tejido sano de aquél necrótico. Con el progreso de la enfermedad, el follaje se vuelve completamente color café, y a continuación se enrosca y seca. En algunos casos, las manchas cafés y la cubierta blanca también aparecen bien delimitadas en tallos, ramas y pecíolos. En los frutos aparecen manchas arrugadas de color verde grisáceo a marrones que pueden alcanzar un tamaño considerable. Debajo de estas manchas, la pulpa de la fruta se endurece y decae poco a poco.

Detonante

El riesgo de infección es más alto en pleno verano. El hongo entra en la planta a través de heridas y grietas en la piel. La temperatura y la humedad son los factores ambientales más importantes en el desarrollo de la enfermedad. Los hongos del mildiú crecen mejor a altas humedades relativas (alrededor del 90%) y en rangos de temperatura entre 18 y 26 ° C. Por otra parte, el calor y la sequías del verano puede detener la propagación de la enfermedad.

Tratamiento biológico

A día de hoy, no hay control biológico conocido que sea eficáz contra el mildiú del (ji)tomate. Para evitar la propagación, quite y destruya inmediatamente las plantas alrededor del lugar infectado y no haga compost con el material vegetal infectado.

Tratamiento químico

Considere siempre un enfoque que integre medidas preventivas y tratamientos biológicos si disponibles. Use aerosoles o atomizadores con fungicidas a base de mandipropamida, clorotalonil, fluazinam, trifenilestaño o mancozeb para combatir el mildiu del tomate.

Medidas preventivas

  • Compre semillas sanas a minoristas confiables.
  • Plante variedades más resistentes.
  • Intente que las plantas de sus cultivos se mantengan secas con un buen drenaje y una ventilación optíma.
  • La instalación de una cubierta simple contra la lluvia puede ayudar, serán útiles una lona transparente y estacas de madera.
  • Evite el riego de sus plantas al final del día, y hágalo a nivel del suelo.
  • Es recomendada la rotación de cultivos de dos a tres años con cultivos que no sean huéspedes.
  • Tomates y papas no debe ser cultivados uno junto al otro.
  • Los fertilizantes que contienen silicato pueden incrementar la resistencia al hongo, especialmente en la etapa de plántulas.
  • Desinfectar las herramientas y los equipos después de trabajar en los campos.
  • Usar fortificantes vegetales para el reforzamiento general de las plantas.